La primavera


COMENTARIO HISTÓRICO ARTÍSTICO DE LA PRIMAVERA

FICHA TÉCNICA

  • Título de la obra: La Primavera
  • Autor: Giuseppe Arcimboldo
  • Cronología: 1563
  • Estilo: manierismo
  • Técnica: óleo
  • Soporte: madera
  • Ubicación: Real Academia de Bellas Artes de San Fernando, Madrid


BREVE BIOGRAFÍA Y OBRA DEL PINTOR

Arcimboldo nace en Milán en el año 1527. Se formó en el taller de su padre, pintor y vidriero, y posteriormente pasó a formar parte del gremio de pintores de Milán. 

A la edad de 35 años viaja a Viena, la capital de la Corte del Sacro Imperio Romano Germánico, al ser nombrado pintor de cámara de los emperadores Fernando I, Maximiliano II y Rodolfo II, sucesivamente. 

La obra de Arcimboldo se conoce sobre todo por los retratos de la familia imperial, los diseños para escenografías teatrales y espectáculos en la corte (tal y como hizo da Vinci en Italia para los Sforza); pero sobre todo por sus teste composte o cabezas compuestas, que es el tema que nos ocupa. 

Las teste composte son bustos tanto de hombre como de mujer, formados a base de elementos de la flora o fauna dependiendo de la temática de cada obra. Para ello recurre a la anamorfosis, valiéndose de recursos visuales, efectos ópticos, trampantojos, ilusiones y pareidolias. En todas ellas el simbolismo tiene un peso fundamental. 

Sabemos que la formación artística de los pintores de la época pasaba por la observación y copia minuciosa de los elementos de la naturaleza, y que una de las especialidades de dibujantes y pintores es la pintura botánica para las enciclopedias, tan en auge en ese momento. En el siglo XVI, el descubrimiento de América y los avances en la navegación permitieron comerciar con plantas y semillas de muy diversa procedencia. 


ANÁLISIS FORMAL

Conjunto de vegetación que conforman un busto masculino de perfil. El traje está formado por tallos, hojas y otra vegetación en distintas tonalidades de verde y diferentes tamaños. La gola que envuelve el cuello se hace a base de margaritas blancas, imitando el encaje. 

La piel se imita a partir de rosas, peonías y pensamientos en distintos tamaños y tonos rosados. Se traduce una gorra con un conjunto de flores de muy diversos colores, con un lirio a modo de pluma. En el pecho del busto, como el pomo de una espada, un iris.  

Tiene dos inscripciones: 

Parte inferior derecha
GIUSEPPE / ARCIMBOLDO F

Detrás
LA PRIMAVERA / Va´accompagnata con L´Aria ch´una testa di uccelli (va acompañada con “El Aire”, que es una cabeza compuesta de pájaros). 


ANÁLISIS ICONOGRÁFICO

Será el emperador Maximiliano II quien le encargue dos series de cuatro pinturas cada una representando cabezas compuestas alegóricas a las estaciones y los elementos respectivamente. Irían en parejas, de la siguiente manera: 

Primavera- Aire, Verano- Fuego, Otoño- Tierra, e Invierno- Agua. 

Estas teste composte de Arcimboldo iban acompañadas por poemas del cortesano humanista y poeta Giambattista Fonteo, que las explicaban como alegorías al poder imperial. 

Estas pinturas están llenas de simbolismo, que rebasa el mero divertimento, completo entramado de referencias a la dinastía imperial, la semidivina gloria austríaca. Ser humano como microcosmos que resume el tiempo y el espacio, gobernados por el emperador. Se asocia también a las cuatro edades del hombre. En las cabezas compuestas de Arcimboldo se han identificado hasta 80 especies distintas, procedentes de Europa, América y Asia, lo que también simboliza la expansión política y comercial que alcanza el Imperio, además de la motivación y formación científica del pintor. 

En cuadro que nos ocupa, La Primavera, pertenece a la serie de las estaciones, pintada en 1563, que el emperador Rodolfo II regaló a su tío Felipe II, como parte de la política exterior que consistía en intercambiar obras de arte, reliquias y objetos extravagantes entre las familias reales europeas. Estos cuadros gustaron mucho a Felipe II y se sabe que las mandó colgar junto a Las Furias de Tiziano, en sus aposentos privados en el Alcázar de Madrid. 

En un principio, como decimos, hacía pareja con El Aire, que colocadas una al lado de la otra, enfrentarían los dos bustos, que se miran. Actualmente El Aire pertenece a una colección privada en Basilea. El poema de Fonteo para ambos cuadros es el siguiente: 

Explícame, Éter, por qué muestras a nuestro Señor los pájaros de buenos augurios que cobran fuerza gracias a las plantas o los colores que cobran fuerza gracias a las flores. El Aire en su defensa contra la Primavera Explícame, ¿sabe Él que realzo los colores con la luz, doy vida a las plantas con el rocío e impulso a los pájaros con la brisa?”. 

Estas series de cabezas compuestas tuvieron tanto éxito, que posteriormente Arcimboldo envió al emperador Rodolfo II otra pareja: Flora y Flora Meretrix, de 1589 y 1590 respectivamente, ambas en colecciones privadas. 


BIBLIOGRAFÍA/WEBGRAFÍA


GALERÍA DE IMÁGENES

El invierno. 1573. Museo del Louvre

El otoño. 1573 Museo del Louvre

La primavera.1573. Versión de la Real Academia de San Fernando

El verano.1573. Museo del Louvre
Paz Payá

No hay comentarios:

Publicar un comentario