Banksy irrumpiendo en Venecia




BANKSY EN VENECIA



La pasada semana sonaron las alarmas de que Banksy se encontraba en la ciudad de Venecia. El artista realizó un graffiti en uno de los edificios sumergidos de la ciudad. Se trataba de un niño con un chaleco salvavidas alzando el brazo manteniendo una bengala, en ese momento comenzaron los rumores de una nueva actuación del artista.
Niño con un chaleco salvavidas alzando el brazo manteniendo una bengala

La aparición del graffiti inició un cúmulo de rumores que fueron confirmados ante la publicación del artista en su Instagram. La obra considerada “pro refugiados” muestra el descontento ante la situación que éstos están viviendo. El tema de los refugiados no es un caso aislado en el imaginario del artista ya que como recordamos en 2015 realizó una obra cuyo protagonista era Steve Jobs, fundador de Apple. Banksy  ante la obra de Jobs afirmaba "A menudo, se nos hace creer que la migración es una carga para los recursos de un país, pero Steve Jobs era el hijo de un inmigrante sirio. Apple es la empresa con mayores beneficios del mundo, paga más de 7 billones de impuestos al año, y existe solo porque alguien le permitió la entrada a un joven de Homs".

Steve Jobs

El graffiti fue considerado el cepo mediático que desató las habladurías de una obra mayor. Efectivamente Banksy decidió realizar una segunda actuación en la plaza más importante de Venecia: la plaza de San Marcos. Su localización se debe a ser el lugar más visitado de la ciudad cuyo turismo alcanza a ser perjudicial. La intención del artista es mostrar la crisis internacional sobre la que muchas ciudades están pasando: el turismo masivo.

La actuación consistía en una serie de lienzos que unidos mostraban la representación de un crucero. El objetivo de la representación era denunciar el abuso de los turistas en una ciudad como Venecia a la que llegan cruceros de gran tamaño a invadirla. Del mismo modo, coloca un cartel en el que pone Venice in oil criticando la contaminación del aceite del combustible de estas embarcaciones.

El vídeo va de la mano de un pie de foto que dice así:“Exponiendo mi estand en la Bienal de Venecia. A pesar de ser el evento artístico más grande y prestigioso del mundo, por alguna razón nunca he sido invitado”.  Comienza con imágenes de Venecia que podrían haber sido grabadas por un turista cualquiera entre las que se encuentran las escenas más típicas de la ciudad. Posteriormente se supone que el mismo Banksy comienza a colocar las obras. El artista consigue pasar por un pintor más que vende sus obras en la plaza. Por razones obvias no muestra su rostro en ninguna ocasión ya que se oculta tras un periódico, un gorro y una bufanda. Muestra las reacciones de los visitantes al contemplar el conjunto. Del mismo modo, graba la reacción de una mujer que comenta: "Es realmente hermoso, incluso más hermoso que lo que vimos en la Bienal".  No llama la atención hasta que varios policías se acercan a él solicitando la licencia de venta. En ese instante desmantela su puesto repleto de obras y se retira mientras que en el fondo se aprecia la llegada de un nuevo crucero.

Como conclusión, destacar como la consecuencia de este turismo masivo es que pase a ser de baja calidad debido a que degenera constantemente el patrimonio. Son diversas las medidas que se llevan a cabo para regularlo, no obstante son insuficientes.



WEBGRAFÍA




Mireya Usó

No hay comentarios:

Publicar un comentario